Ya estamos en Aquí Radio

sábado, 26 de mayo de 2007

Rodrigo González 'Rockdrigo'

Rodrigo Eduardo González Guzmán 'Rockdrigo' (Tampico, Tams. 25 de diciembre de 1950-México, D.F. 19 de septiembre 1985) dejó tras su muerte una de las obras de culto más importantes para el rock mexicano.

Músico formado en 'la cancha' estableció nexos sensoriales muy profundos con su habitat a ras del suelo, calle tras calle, callejón tras callejón, espacio tras espacio para crear un trabajo musical que estaba en pleno período de reconocimiento cuando el sismo del '85 dió al traste con esta magnífica propuesta musical.

Su obra y su leyenda hacen del Rockdrigo un ícono de culto del rock mexicano y, a 25 años de su muerte, sigue provocando reacciones encontradas.

Su obra quedó viva, logró permear una buena parte de la sociedad marginada sobre todo acá, en el Distrito Federal. ¿Qué estaría haciendo ahora? no tiene ni caso imaginarlo porque él ya no está, debemos conformarnos con su legado y recordarlo como uno de los grandes compositores mexicanos del siglo XX.


En una cena con Emilio Ebergenyi, Paty Kelly, Enrique Velasco y María Guzmán (cuatro grandes locutores que dejaron su huella en Radio Educación), en el departamento de Emilio en Xicotencatl, Coy., María, tampiqueña también, me hablaba entusiasmada de su paisano, al que acababa de presentar al aire unos días antes.

En realidad Enrique Velasco y Alain Derbez fueron los primeros que lo llevaron a cabina y por eso esa plática me confirmaba la expectación que despertaba mi tocayo.

A mí me habían contado mucho sobre el Rockdrigo, la neta no recuerdo quien, pero la referencia escrita que de él había publicado José Agustín hacía impostergable la necesidad de conocerlo.

Finalmente lo pude localizar y nos vimos. De entrada hubo afinidad por ser tocayos y me dió su caset demo 'Hurbanistorias'. El siguiente sábado me recuerdo por la calle de Maricopa, en la Nácoles, escuchando el caset en mi disc-man de entonces. Pasé por un tianguis, de estos poporofos, tenía que hacer un esfuerzo grande para entenderle debido al eco exagerado que contenía la grabación pero me pasó lo que a tantos: me fui clavando y al poco rato ya estaba regresando la cinta varias veces para entender bien la letra.

Cuando repites una y otra vez una canción es que estás en proceso de asimilarla. Había en ese caset muchas rolas impactantes, frescas, ingeniosas y contagiosas. Como siempre a los pocos días ya estábamos en el Estudio 'A' de Radio Educación grabando al Rockdrigo en una sesión en que también grabé a Nina Galindo y Beto Ponce.

Después de grabar 8 canciones, mi tocayo cedió la cabina a 'Callo y Colmillo' a quienes acompañó en la armónica durante la rola de Beto 'Ropa vieja'.

De ahí vinieron el 2o. Festival Rupestre, el Colectivo de los Cantantes Errantes y su viaje a Francia con Francoise, la Pancha. Al poco tiempo yo también crucé el charco y volví en agosto del '85.

Nos vimos en un reven en mi casa, como despedida a un francés que había venido con nosotros desde Nantes y ese día de septiembre, a eso de las tres de la mañana, Nina quiso grabar algo para que el francés (Emilió Gonzaléz Peréz) se llevara de recuerdo. Montamos una mezcladora muy sencilla que tenía (ahí grabé a Beto, Nina, Jaime, Rockdrigo, Héctor Cruz y Choluis) y Ponce y Nina grabaron un par de rolas, después Rockdrigo se soltó con 'Préstame tu máquina del tiempo', 'El tren de los locos' y una improvisación. Fue la última vez que lo grabé, creo que fue la última vez que lo ví.

El 19 de septiembre, en la tarde, María Guzmán, en Radio Educación, me decía que al parecer había caído el edificio de mi tocayo. A través de Pepe González Márquez voceamos a todos los 'rupestres' y demás músicos amigos para que se reportaran a la estación. Al poco tiempo Alain Derbez encontraba su cuerpo inerte. Esa noche llegamos a la Limar (Liga Independiente de Músicos y Artistas -creo-) en espera del ataúd. Llegué con Beto Ponce, recuerdo ahí a Cecilia Toussaint devastada. Ya entrada la noche supimos que, como premonitoriamente lo dijo: 'Si alguna vez has estado al revés/sabrás muy bien a que huelen tus pies', descansó con los pies en la cabeza y la cabeza en los pies.

Para disfrutar al Rockdrigo:

Discografía de Rodrigo González 'Rockdrigo'


Volver a los quince grandes

3 comentarios:

  1. Excelente articulo, enriquece con anecdotas lo fugaz que fue su vida, sirve para no olvidar su obra sobre todo a las nuevas generaciones para que lo conozcan.
    Si no me equivoco O. Paz decia que un muerto termina de morir cuando ya no se habla de el, no dejemos morir ni a Rockdrigo ni a Emilio Ebergenyi ni a Cri-Cri
    Felicidades Rodrigo Oyarzabal
    Mauricio Villanueva

    ResponderEliminar
  2. Felicidades Maestro! Es una de las mejores páginas que he encontrado (como gran admirador de la música rupestre, en especial de Rockdrigo), es muy ilustrativa, gracias por no permitir que muera este nostálgico movimiento. Me gustaría más información -si se pudiese- sobre la última grabación que tienes de Rod, donde podría conseguirla? Mil gracias de antemano. radikal44@gmail.com

    ResponderEliminar
  3. Oyep, ¿vas a rolar los programas de Rupestre, el libro? Oyep, ¿no tienes el archivo donde se lee eso de "manejaba su guitarra y su armónica, suspendida en un improvisado atril y de pronto se iba a buscar por calles y laberintos"? Ahí también hablaba Chac. Te felicito porque por varias décadas ya has estado minando a la sociedad burguesa desde la radio del estado.

    ResponderEliminar